LA GRAN TRAMPA DE LAS HIPOTECAS

 Hoy me gustaría hablar de las pequeñas “trampas” que existen detrás de las hipotecas y cómo poder hacerles frente para evitar pagar más de la cuenta. Creo que es un tema que puede resultar interesante y que no mucha gente conoce bien. Así que sin más, espero que os guste.

Anuncios

 Todos soñamos con tener un empleo estable, comprarnos una casa bonita, formar una familia, etc. Este es el típico modelo que se nos ha inculcado en la sociedad actual. Pero si estamos aquí, es para reflexionar sobre lo que tratamos, ¿no? Comprar una casa será la mayor inversión de tu vida, sí, pero probablemente no sea la mejor. La gente siempre da por hecho que las viviendas siempre suben de precio y son rentables, pero esto no siempre es así, hay casos en los que se podría depreciar.

Lo fundamental para comprar una vivienda es tener el capital necesario que esta requiere para su adquisición, pero claro, esto es muy difícil y salvo algunos afortunados, la mayoría tenemos que pedir un préstamo al banco. Tenemos que hipotecarla y aquí es donde aparecen los problemas. Entonces, vas al banco y este nos ofrece un préstamo alrededor del 80% del precio de la casa, porque el 20% restante tenemos que ponerlo nosotros como entrada. Tras negociar con el banco llegamos a una hipoteca de 30 años con una cuota mensual del valor que sea. Los números para este ejemplo no son muy importantes porque variarán en cada caso, lo importante es entender el razonamiento que hay detrás. Tras esto nosotros nos vamos felices del banco porque ya hemos conseguido la liquidez necesaria para comprar la casa y ya es nuestra (en realidad ahora es del banco, pero nosotros pensamos que es nuestra ya para no desanimarnos demasiado pensando que vamos a estar pagándola 30 años)

¿Dónde está la trampa de todo esto? Sencillamente, en los intereses. Cuando pasen esos 30 años el banco habrá recuperado su inversión, pero es que además habrá obtenido unos beneficios en forma de intereses para nada despreciables. Realmente los primeros años de préstamo lo que se pagan son los intereses y conforme avanza el tiempo ya se empieza a pagar el valor del préstamo original. Los bancos no ganan dinero dejándote depositar tus ahorros, ellos obtienen sus ahorros de cualquier manera. Los bancos son prestamistas y como todo prestamista, ganan dinero con los intereses que te cobran por sus servicios.

Vamos a poner un ejemplo de todo esto para que se vea más claro: vamos a comprar una casa que vale 100.000 euros. Nosotros ponemos de entrada 20.000 euros y el banco los 80.000 restantes. Esos 80.000 euros los vamos a tener que pagar en 30 años y con una tasa de interés del 5%, lo que nos dará una letra mensual de 429,46 euros. Si multiplicamos este valor por 12 meses y por 30 años, nos da la friolera de 154605.6 euros. Un valor notoriamente superior al que supuestamente tenías que pagar. Si restamos esos 154605 euros a los 80.000 que pedimos prestado anteriormente, nos queda que el banco se ha llevado de intereses 74.605,6 euros. El banco se ha llevado de intereses un poco más del 93% del valor del préstamo inicial. Impresionante, ¿no? La explicación de esto se da en lo que he dicho antes: los primeros meses se paga un porcentaje realmente alto de la letra solo en intereses. Para convenceros de que estos datos son reales, os invito a que busquéis un simulador de hipoteca gratuito en internet (hay un montón) y comprobéis por vosotros mismos que estos valores son reales. Os dejo una foto del que he utilizado yo, está de los primeros en el buscador:

https://app.bde.es/asb_www/es/cuota.html#/principalCuota

Además de todo lo que he tratado, queda una cosa más de la que hablar: las famosas deducciones fiscales. Pues bien, esta es la guinda del pastel que hace que el sistema funcione a la perfección. Las deducciones por hipoteca son como el premio de consolación en una competición. Te las ofrecen para que compres e hipoteques tu casa como un factor “positivo” a la hora de evaluar si dicha compra merece la pena o no. Tienes qué pensar qué está siendo más beneficioso a largo plazo, y claramente, es quitarte la hipoteca cuanto antes. Realmente las deducciones es una especie de señuelo que nos dan porque a los bancos le interesa que nosotros pidamos préstamos, y cuánto más grandes, mejor. Y claramente ya sabemos la poderosa influencia que tienen los bancos en los gobiernos y las buenas relaciones que tienen con ellos, en muchas ocasiones, estos últimos financian las compañas políticas de los candidatos a la presidencia del gobierno y claro, una mano no se lava sin la otra. Si te das cuenta, no te dan un incentivo fiscal por ahorrar, sino que te lo dan por incurrir en deuda. Da mucho que pensar.

Dos soluciones para evitar todo esto podrían ser: primero, si queremos comprar una casa tendríamos que intentar pagar la hipoteca lo antes posible para evitar al máximo pagar tantos intereses. Invierte pagas extras en pagar la hipoteca y te ahorrarás dinero en concepto de intereses. Hay gente que consigue pagar su hipoteca en 15 años o incluso en 10, y esto supone claramente un gran ahorro. Otra opción que también está muy al día es vivir de alquiler, si vives de alquiler cuando te canses de la casa puedes buscar otra, te ahorras muchos gastos de mantenimiento de la misma y solo pagas aquello por lo que consumes, ya sea luz, agua, etc (lo mismo que pagarías si la vivienda fuese tuya pero sin gastos de mantenimiento extras). Ya sería cuestión de estudiar los gastos de cada opción a largo plazo y evaluar.

Es cierto que es una creencia muy arraigada en la sociedad que el que no tiene dinero para comprarse una casa vive de alquiler,  habrá casos en los que por desgracia esto sea cierto, pero también hay que darse cuenta de que es un prejucio como otros tantos que tenemos. Así que con todo lo que sabes ahora, creo que ya tienes muchas más opciones a tener en cuenta para evaluar la compra (o no) de una casa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: